...turísticos

La Rioja, España

Por: Myra Sánchez
editorial@placerespr.com

Cuando piensas en viajar a La Rioja, España. con toda probabilidad estás deseoso de visitar una de las regiones vinícolas más importantes del mundo y algunas de sus famosas bodegas. Esta región española recibió el atributo de Denominación de Origen en 1991, pero se estima que allí se producen vinos desde la Edad Media. Para entonces, principalmente los monjes, ya producían vinos para su propio consumo. El auge de esta región comienza al final del siglo XIX, cuando vinicultores franceses salieron en busca de nuevas tierras porque sus viñedos padecían la epidemia de la filoxera. Como esta plaga no había llegado a La Rioja, zona con terreno y clima apropiados, comenzaron a cultivar uvas que compraban en esta región, a producir vinos con sus técnicas particulares, innovadoras para los productores españoles de entonces, y a exportarlos a Burdeos, Francia, y a otros puntos de la misma España.

uvas -tempranillo -Pixabay -grapes-1618305_1280

La uva tempranillo es la utilizada en la mayoría de los vinos de La Rioja. Suministrada.

Luego, inversionistas españoles comenzaron a trabajar la crianza de vinos en esta región, que representó un gran impulso para modernizar y expandir la industria de vinos riojanos. El prestigio que a través de los años han conseguido los vinos de La Rioja ha seguido en aumento con el paso del tiempo, a pesar del surgimiento de otras regiones vinícolas de gran prestigio en el mismo suelo español.

Hoy, La Rioja produce alrededor de 250 millones de litros de vino al año, de los cuales se calcula que un 85% debe ser vino tinto, destacándose por frescura, aroma, composición y buqué. Esta denominación de origen clasifica sus vinos, dependiendo del tiempo que el vino permanece en barrica como: Crianza (tintos – dos años, con mínimo de un año en barrica roble, y uno en botella; blancos y rosados – seis meses en barrica y 1-1/2 años en botella); Reserva (tintos – tres años, con un mínimo de un año en barrica; blancos y rosados dos años con mínimo en barrica de seis meses); Gran Reserva (tintos – mínimo de dos años en barrica y de tres en botella; blancos y rosados cuatro años, de los cuales seis meses mínimo en barrica).

  • Logroño, capital de La Rioja. (Foto suministrada)

Turismo
El atractivo principal de acudir a La Rioja, la más pequeña de las comunidades autónomas de España, es visitar alguna de la gran cantidad de bodegas de la región (no todas abiertas al público), donde pueden degustarse vinos y exquisiteces, ver los viñedos y conocer algo del proceso de producción. Entre las bodegas que puedes visistar se encuentran Bodegas LAN, Bodegas MUGA y Bodegas Sierra Cantabria, de vinos que en Puerto Rico consigues en la Bodega de Méndez & Co. y como Bodegas Rioja Alta, Beronia, Artadi o Ramón Bilbao, de vinos que distribuye El Hórreo de V. Suárez & Co.

 En algunos casos existe alojamiento en la propia bodega y en otros, el turista puede disfrutar de actividades como sobrevolar el viñedo en globo, montar a caballo o en vehículos 4’x4’ o visitar puntos cercanos de gran importancia.

Sin embargo, es imprescindible visitar su hermosa capital, Logroño. Esta ciudad cuenta con una gastronomía exquisita y es uno de los puntos principales de la ruta jacobea (Camino de Santiago).

Aunque hay un solo vuelo diario, es posible llegar a Logroño en avión desde Madrid. Ya en la ciudad, es recomendable caminar pues todo es cercano y el casco antiguo es casi todo peatonal. Además, la Oficina de Turismo presta bicicletas en varios puntos a través de una tarjeta que se solicita en dicha oficina.

Entre los lugares a visitar en la ciudad están la Concatedral de Santa María de La Redonda, la Iglesia de Santiago y la Iglesia de Santa María de Palacio. En busca de buen ambiente y para degustar ricos pinchos o manjares exquisitos, acompañados de buenos vinos riojanos, debe visitarse la Calle Laurel y la Calle San Juan. Otros lugares cercanos que deben visitarse son Santo Domingo de la Calzada y su Catedral, San Millán de la Cogolla y sus Monasterios de Suso y Yuso, declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y conocidos porque allí nacieron las primeras palabras escritas en español. También de interés es el Parque Jurásico, donde pueden verse huellas de dinosaurios de los primeros siglos.

Viajar a La Rioja puede hacerse con el único propósito de tener una experiencia inolvidable relacionada con el buen vino. Sin embargo, es recomendable incluir este destino como parte de un recorrido por el norte de España, incorporando el País Vasco, Cantabria y Asturias, para lo cual debes consultar las alternativas que ofrece tu agencia de viajes.

También puedes decidir tú mismo el aeropuerto a donde viajar por avión, y diseñar tu recorrido en automóvil, luego de haber identificado lugares de alojamiento en puntos y distancias estratégicos. De cualquier forma, un recorrido por estos puntos de España siempre será placentero y puede disfrutarse en un periodo de solo 10 a 12 días.


Comments are closed.

Back to Top ↑